Pasar al contenido principal
Control de ganado asilvestrado en La Gomera

Los cazadores son parte de la solución

Un informe preliminar sobre la situación del ganado asilvestrado en la Red Natura 2000 de Canarias da la razón a la propuesta de la Sociedad de Cazadores La Laurisilva sobre el control de cabras y ovejas en La Gomera por parte de los cazadores.
Ganado_Asilvestrado_M Ganado asilvestrado en La Gomera.

El Servicio de Biodiversidad de la Dirección General de Protección de la Naturaleza del Gobierno de Canarias financia este informe. La realización de este trabajo no hubiese sido posible sin la colaboración de un abundante número de biólogos, técnicos y naturalistas que indicaron y facilitaron el acceso a información relacionada con la historia, aprovechamiento, gestión y los efectos que provocan las cabras asilvestradas sobre el medio ambiente de Canarias.

Lo importante y relevante para los cazadores gomeros es que en dicho informe se dice de forma textual en referencia al control de cabras asilvestradas: “por cuestión de logística y presupuesto, será enormemente recomendable contar con la colaboración de las asociaciones de caza”.

Si recopiláramos información, allá abril de 2014, la Sociedad de Cazadores La Laurisilva presentó un modelo de control de ganado asilvestrado en La Gomera por parte de los cazadores locales. Actuación planteada para su ejecución en el 2015 en la que se contemplaba el consumo de los animales cazados o la gestión de los mismos conforme a la normativa aplicable.

En contraposición, la consejería correspondiente rechazó dicha propuesta argumentando que los cazadores íbamos en contra del acuerdo tomado por el Consejo de Gobierno del Cabildo de La Gomera, el cual determinó adjudicar contrato por 19.959,52 euros a TRAGSA para el abatimiento de reses. Lo que se convirtió en un fiasco, según los medios de comunicación, al encontrarse un alto número de cadáveres abandonados en senderos y caminos tras los primeros días de actuaciones, contraviniendo la legislación.

Por lo tanto, que el Gobierno de Canarias haya elaborado un informe preliminar donde dice lo mismo que propusimos los cazadores nos hace pensar y al mismo tiempo nos convence que el planteamiento realizado en abril de 2014 por La Laurisilva era el más correcto e idóneo para realizar un control eficaz y no malgastar dinero. Tal vez nuestros políticos debieran estudiar antes de acceder al cargo los principios por los que se deben regir las administraciones públicas. (Eloy Coello Luis, presidente de la Sociedad de Cazadores la Laurisilva y vocal de la Asociación Canaria de Entidades de Caza, ACEC)