Pasar al contenido principal
En la Montaña Palentina

Dos furtivos 'cazados' durante la berrea

La Guardia Civil ha denunciado a dos cazadores, uno de Murcia y otro de Tarragona, por cazar de manera furtiva en el Parque Natural de la Montaña Palentina durante la época de la berrea del ciervo.
furtivo-palencia-M La cabeza de ciervo y el rifle con silenciador intervenidos en estas dos operaciones de la Guardia Civil.

Las denuncias han sido resultado de los servicios de vigilancia y prevención del furtivismo del ciervo (Cervus elaphus), que estos días ha establecido la Guardia Civil con motivo la berrea en zonas limítrofes del Parque Natural de Fuentes Carrionas - Fuente Cobre - Montaña Palentina.

Por un lado, los agentes han denunciado a un hombre de 35 años, vecino de Águilas (Murcia), que fue sorprendido cazando de noche en un terreno cinegético con un arma de mira telescópica con silenciador y diferentes útiles de caza, y sin llevar la autorización del titular del acotado.

Y por otro, se ha denunciado a otro hombre, de 37 años y vecino de Sant Carles de la Ràpita (Tarragona), que tenía en una cochera de la localidad de Villafría (Palencia), una cabeza de ciervo, trofeo de 14 puntas, de buena simetría y envergadura, sin precinto, reseña o documentación que acreditara su legal y lícito abatimiento, caza y transporte. El trofeo de caza hubiera podido llegar a tener un valor en el mercado cinegético de unos 1.500 euros.

La Guardia Civil ha puesto en conocimiento de la delegación territorial de la Junta de Castilla y León estos hechos, considerados como infracciones graves a la Ley de Caza de Castilla y León, Reglamento de Armas y Ley de Seguridad Ciudadana.