Pasar al contenido principal
Participaran Castilla y León, Asturias, Cantabria y Galicia

En septiembre se realizará el primer censo genético del oso pardo en España

Un proyecto a punto de dar comienzo, que servirá para analizar el grado de parentesco de los osos de la Cordillera Cantábrica, en aras de mejorar su conservación.
En septiembre se realizará el primer censo genético del oso pardo en España En septiembre se realizará el primer censo genético del oso pardo en España

El estudio está previsto para dar comienzo el día 1 de septiembre, de manera coordinada entre las comunidades que van a participar en él, que son Castilla y León, Asturias, Cantabria y Galicia, en coordinación con el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (Miteco). El objetivo del estudio será doble: por un loado, poder realizar un censo mas aproximado y realista de la población de oso pardo cantábrico presente en estas comunidades, y por otro, conocer el grado de parentesco que existe entre ellos.

Comprender la situación genética de la población de osos mas grande de nuestro territorio, así como el grado de parentesco presente en ella, es fundamental para elaborar los planes de gestión y conservación de la especie en el futuro. El estudio cubrirá “1,5 millones de hectáreas, repartidas en un máximo de 314 cuadrículas de 5×5 km en Castilla y León, 202 en Asturias, 69 en Cantabria y 43 en Galicia”, tal y como explican en Animal’s Health.

“Se trata de una iniciativa de gran importancia, que se apoya en aproximaciones metodológicas previas desarrolladas por la Fundación Oso Pardo, con la que se obtendrán datos rigurosos sobre la especie y se podrá continuar su gestión mediante criterios científicos modernos, tal como se está haciendo con esta y otras especies en peligro de extinción y en situación crítica, afirma el Instituto de Investigación en Recursos Cinegéticos (IREC)”, en declaraciones publicada por el mismo diario.